•  Noticias   •  Entrevista de Sigma Biotech a Antonio Caro
Antonio Caro Salmerón - CEO en United Caro

Entrevista de Sigma Biotech a Antonio Caro

En esta entrevista conocemos los entresijos de una empresa con un alto grado de especialización, y profesionalización en todos sus procesos, que cuida al máximo cada detalle tanto en la producción como en la distribución de tripas naturales, para ser un referente mundial dentro del sector.

Antonio Caro, gerente de ECOTRIP, nos explica cómo una empresa familiar creada hace más de seis décadas ha tenido un crecimiento tan espectacular en los últimos años que les ha obligado a reinventar su estructura y funcionamiento para adaptarse a un modelo de negocio que, sin perder el origen tradicional y artesano, debe dar respuesta a un mercado mucho más extenso y en donde la lucha por el precio es una de las armas de competencia características del sector.

De hecho, su principal objetivo estratégico a corto plazo es la internacionalización, para lo que está prevista la apertura de sedes propias de ECOTRIP en países extranjeros.

Antonio Caro concluye que una de las claves del crecimiento de su empresa es la apuesta por la I+D; de hecho, lleva meses trabajando en un proyecto con Sigma Biotech para el desarrollo de un nuevo producto totalmente innovador que impactará en el mercado de las tripas.

“La innovación es la única apuesta segura para ganar competitividad y diferenciación durante más tiempo”

ECOTRIP es una empresa dedicada a la producción y distribución de tripas naturales. Explíquenos con más detalle cómo se obtienen las tripas, para qué se utilizan y sobre todo, a qué tipo de clientes se dirigen.

Las tripas son envolturas naturales utilizadas desde hace siglos para embutir masa de carne. En realidad, una tripa es el tubo digestivo procedente del cerdo, la vaca o el cordero. No sólo actúan como envase para una mejor conservación sino que son las auténticas creadoras del gran sabor que tienen los embutidos, ayudando en el proceso de curación y ensalzando las características organolépticas de este tipo de productos. Las tripas tienen muchas ventajas ya que son comestibles, muy elásticas, resistentes y no aportan sabores indeseados, por lo que son un complemento indispensable para mejorar la calidad de la carne.

A pesar de que embutir con tripas no es nada nuevo, existen diferentes tipos de calibres, salmueras y especias que hacen latente las diferencias entre la calidad de una tripa y de otra. Desde ECOTRIP, apostamos por diferenciarnos con una línea de productos basados en la calidad para que los fabricantes/elaboradores de embutidos cuenten con el mejor complemento posible a su carne y que, juntos, conformen el embutido ideal.

Casi 70 años de experiencia avalan a Grupo Caro.

P: Díganos cómo surgió ECOTRIP, ¿cuáles fueron sus orígenes?

R: Hasta llegar hasta lo que es hoy en día ECOTRIP, la empresa ha pasado por un proceso de transformación muy importante. En realidad, el gran creador de nuestro negocio fue mi padre, Antonio Caro Valero, que en el año 1970 decidió embarcarse en la comercialización de tripas y productos agroalimentarios para el sector cárnico. Él se encargaba de repartir las tripas en las distintas matanzas que se hacían en nuestro pueblo, Ferreira, así como por toda la comarca de Baza, limitando mucho la distribución a otras zonas debido a los pocos medios existentes.

Como ocurría en muchos negocios que arrancaron en esa época, los comienzos siempre se hicieron con procesos muy tradicionales debido a la baja industrialización existente en aquellos años, aunque en realidad el tratamiento actual de la tripa en todo el mundo no dista mucho del que se hacía en sus orígenes por aquellos entonces.

Mi padre fue el que puso la primera piedra de la historia de nuestra empresa y una nueva hornada de la segunda generación fuimos los que continuamos trabajando y apostando por un producto de gran valor añadido para la industria cárnica.

Siempre miro atrás y recuerdo dónde están los orígenes de nuestra empresa, lo que me ayuda a valorar mucho más lo que es hoy día ECOTRIP. Es obligatorio saber de dónde venimos para conocer en qué queremos convertir nuestro negocio.

P: A lo largo de estos años se habrán planteado problemas, retos, superaciones, logros…

R: Desde luego que la profesionalización de una empresa plantea, desde el momento que decides llevarla a cabo, nuevas metas, retos, logros y superaciones diarias pero también conlleva muchos problemas.

Siempre hay aspectos con los que no cuentas al comienzo. Aunque parezca una incongruencia, uno de los momentos más complicados se han vivido con el crecimiento de la compañía. En los últimos tres años, la empresa ha crecido en unas tasas superiores al 40% anual, tanto en recursos financieros como humanos, lo que ha obligado a llevar a cabo una reestructuración y una profesionalización muy importante en la compañía. Este proceso, que actualmente continúa, está siendo mucho más complejo de gestionar de lo previsto, sobre todo en cuanto a cambios en personal, reestructuración de departamentos y plantilla; pero a pesar de las dificultades, estamos muy contentos porque ya están llegando los frutos de este duro trabajo. Nos gustan los retos y nadie dijo que iba a ser fácil.

A pesar de ello, destaco muchas más cosas positivas que negativas. Por ejemplo, uno de los logros más importantes para nuestra compañía ha sido la creación de la marca ECOTRIP, que engloba al 100% de productos procedentes de la tripa, ya que para el resto de productos agroalimentarios dirigidos a carnicerías, como máquinas, sierras, especias, cebolla, cuchillería, se comercializan bajo la marca Grupo Caro. Ha sido sumamente delicada la creación de esta nueva marca en donde nuestro eslogan ‘Naturalmente sano’ engloba la propia naturalidad de nuestro producto y de su proceso de elaboración. Creo que la empresa tiene un gran valor gracias a esta nueva enseña que nos diferencia del resto de competidores.

Además, la creación de una red comercial y de fabricación efectiva no ha sido una tarea fácil. De hecho, es un proceso que seguimos construyendo en la actualidad y que es básico para nuestro crecimiento futuro. Y es que ECOTRIP, como tal, pasó de ser una empresa comercializadora a fabricante en muy poco tiempo, con su propia cadena de distribución, siendo éste uno de los mayores retos conseguidos hasta la actualidad.

P: Se suele decir que de los errores se aprende más que de los aciertos. En su caso, ¿también es así?

Siempre se aprende de los errores más que de los aciertos y, además, mucho más. En nuestro caso, este crecimiento tan explosivo que hemos tenido durante los últimos años, nos ha obligado a tomar decisiones muy importantes para convertir la compañía en una estructura fuerte y robusta, para que esté preparada ante nuevos retos que se presentarán en el futuro. Y hasta entonces quizás no estábamos preparados para crecer de forma tan fulgurante. Este tipo de crecimiento con una organización más adecuada en su momento, hubiera sido un proceso mucho más liviano, pero afortunadamente creo que hemos gestionado estos cambios de una forma muy correcta y sensata, experiencia muy valiosa que nos sirve para el futuro.

Siempre es bonito crecer y estar preparado para ello, y ECOTRIP ya está lista para seguir despuntando en el sector.

P: Háblenos de la actualidad de ECOTRIP. ¿Qué cifra de negocio representa la empresa? ¿En cuántos países tienen presencia?, ¿existe competencia en este sector?

R: ECOTRIP es hoy día la tercera productora nacional. Para nosotros es todo un logro estar en esta posición dentro del mercado de la tripa y más si tenemos en cuenta que en el año 2007, año en el que la empresa cambió de rumbo y decidió que quería ser lo que es hoy, no tenía un peso sumamente importante dentro del sector como para competir con las grandes empresas. Hoy sí somos un referente en el sector y tenemos la capacidad de competir con las grandes compañías de la industria.

De hecho, nuestras cifras son el mejor aval de nuestro trabajo. Hemos cerrado 2015 con unas ventas de 7,5 millones de euros y tenemos una previsión de 8,8 millones para 2016, en lo que debe ser un nuevo año de crecimiento y de superación dentro del sector.

La presencia de nuestra empresa en quince países (España, Portugal, Francia, Marruecos, Argentina, Brasil, China, Italia, Bélgica o Alemania, entre otros) es un fuerte activo para proseguir con la senda de crecimiento conseguida hasta ahora.

Aunque parezca difícil de creer, es un sector con mucha competencia. De hecho ECOTRIP ha logrado hacer de sus proveedores sus propios competidores, lo que demuestra la ferocidad existente por posiciones de privilegio dentro de esta industria que cada vez tiene más agentes.

P: ¿Hacia dónde se dirige ECOTRIP estratégicamente hablando?

R: El principal objetivo estratégico de nuestra compañía es la internacionalización. Aunque ya tenemos presencia en quince países, nuestra meta es la apertura de nuevas sedes propias, anulando del mercado a algunos distribuidores e intermediarios. La idea es clara: llegar directamente al productor teniendo presencia propia en distintos países, lo que nos permitirá garantizar la mejor calidad de producto posible y la consecución de sinergias con los clientes, reforzando y fortaleciendo así las relaciones comerciales con ellos a través de nuestra marca en primera persona. De hecho, en este año, abriremos dos nuevas filiales propias de ECOTRIP en Brasil y Francia, lo que nos ayudará en este proceso de internacionalización tan importante para nosotros ya que el mercado español tiene menos recorrido en la actualidad.

P: ¿Y qué supone en esa estrategia la inversión en I+D?

Para la entrada en nuevos proyectos y mercados es imposible acceder si no se apuesta por la I+D. Si al final haces lo que todas las empresas, sin aportar nada nuevo y que no sea diferenciador, eres uno más dentro del mercado. Por eso, hay que diferenciarse de la competencia, buscando la mejora productiva para los clientes y posibilitándoles una mayor rentabilidad con nuevos productos. Si te basas sólo en comprar y vender, o en fabricar lo que ya hacen otros pero a menor coste y sin un valor añadido a lo que ya existe, nunca podrás crecer de una forma sostenible. En cambio, si desarrollas productos con los que aportes soluciones a los clientes, en donde se vea el valor que agregan tus productos y a los que dotas de identidad propia, el éxito llegará antes o después.

Tengo muy claro que ECOTRIP no va a competir nunca por precio, sino por calidad y diferenciación en su portfolio de productos y, para eso, la única forma de hacerlo es apostar por la I+D. Este punto es otro factor clave para nosotros dentro de la estrategia de la compañía para los próximos años. Recientemente han estrenado unas instalaciones que cuentan con la última tecnología para el desarrollo de su actividad.

P: ¿Qué impulso va a suponer esta nueva planta y cuáles son los objetivos a conseguir al apostar por el desarrollo de estas nuevas instalaciones y su reforma integral?

R: Con la nueva planta, duplicaremos la actual capacidad productiva y de almacenaje, principalmente, además de que otorgará una nueva identidad para la compañía. Para el primer año de funcionamiento, queremos sentar las bases de crecimiento futuro, lo que nos va ayudar mucho en el proceso de internacionalización de la compañía. Como he comentado antes, en España nos queda aún recorrido pero no tanto como podemos crecer en el mercado exterior. Por eso, contaremos con una cámara frigorífica con una capacidad para 4.000 barriles y un almacén para 750 pales. Además, la nueva sala de elaboración u obrador cuenta con una capacidad para 16 personas trabajando en línea con nuestros productos, con nuevas mesas de calibración y grifos para tratamiento de tripas y máquinas de entubar, lo que nos dará mayor agilidad y versatilidad en los procesos de elaboración.

P: En este sentido, una empresa como Sigma Biotech, ¿permite ser más competitivo?

R: Indudablemente. Es muy importante que la empresa en la que externalizas parte de tu I+D tenga la misma filosofía de trabajo que tienes en mente y con Sigma Biotech ocurre así. La vocación de su estructura es puramente innovadora y comparte esa misma idiosincrasia con la filosofía de mejora que tenemos en mente en ECOTRIP, por lo que su ayuda y asesoramiento constante son muy importantes para que a su vez nuestros clientes confíen en nosotros. La mejora del producto es clave para seguir siendo competitivo en el sector, manteniendo siempre los máximos estándares de calidad y, con ellos, este aspecto lo tenemos garantizado.

“ECOTRIP no compite por precio, sino por calidad y diferenciación en sus productos. Para eso, apostamos por la I+D”

P: Actualmente están en desarrollo de un proyecto con Sigma Biotech, ¿qué supone ese nuevo proyecto para ECOTRIP?

R: Es un proyecto que terminará en breve pero del que estamos teniendo muy buenas noticias. Es un producto totalmente innovador y que nuestros clientes cárnicos ya nos están demandando debido a su carácter altamente diferenciador, ya que será una revolución dentro del sector de la tripa. Sin duda, todo el trabajo llevado a cabo por el equipo de Sigma Biotech está siendo fundamental para conseguir el objetivo previsto, y su experiencia en el sector está siendo clave para finalizar con éxito el desarrollo.

P: ¿Cree que es importante la externalización de este tipo de servicios?

R: Yo creo que sí. En primer lugar es más fácil y es más profesional contratar a una empresa externa experta en agroalimentación, en nuestro caso, ya que cuentan con una visión diferente que les permite ver las cosas con perspectiva y dilucidar puntos de vista distintos que los que estamos dentro de la empresa quizás no contemplamos. Cuando tienes muchos proyectos en mente, con las ideas claras pero ves que no puedes asumirlo porque el día a día te consume todo el tiempo, lo mejor es dejar paso a expertos que te ayuden y que sumen en tu proyecto. Y esto es lo que hemos hecho en este caso con Sigma Biotech, estando convencidos de que ha sido una gran decisión.

P: ¿Es, entonces, la apuesta por la competitividad y la innovación, lo que marcará el futuro de su empresa?

R: Sin duda alguna. Es que además, no se me ocurre nada que nos permite seguir tan fuertes en nuestro sector, sin bajar la calidad del producto. Y a esto ECOTRIP no está dispuesto a renunciar nunca. La innovación es la única apuesta segura para ganar competitividad y diferenciación durante más tiempo.

 

Fuente: Sigma Biotech – Magazine, nº 4 – 2016